domingo, 17 de abril de 2011

Con paseos y plazas mejoran el bajo-autopista en Barracas

Por Silvia Gómez - Clarín.com
Implacable, la autopista 9 de Julio Sur, se erigió como un surco que dividió Barracas . Y por mucho tiempo los vecinos padecieron el abandono del bajo- autopista. Ahora, después de cuatro años de una obra con intermitencias, el entorno de la autopista comenzó a tomar otro color. La semana pasada, y aprovechando el buen tiempo, casi un centenar de chicas y chicos –con tablas, bicis y patines– se adueñaron de las ollas y las pistas de skate que el Ministerio de Desarrollo Urbano y AUSA están terminando, justo en el nacimiento de la calle Herrera.
Sorprendida, Olga tomaba mate junto a su hija, yerno y nieta. “El cambio es increíble. Y mirá la cantidad de chicos que vienen”, contó la mujer, que vive sobre la calle Hornos desde hace 31 años. “La calle es el lugar donde la gente se mezcla y convive. La autopista para los barrios significó un corte profundo y la destrucción del espacio público. Los bajo autopistas fueron segregados, se consideró que no tenían importancia y se abandonaron por décadas”, explicó el urbanista Marcelo Corti.

Muchos fueron reaprovechados con canchas de fútbol y tenis, clubes, plazas y hasta centros de jubilados. En Barracas, poco a poco se van reutilizando. Entre el nacimiento de Herrera y hasta Río Cuarto, unas 12 cuadras, el parque lineal hilvana una sucesión de plazas de juegos, bancos, estaciones aeróbicas, canchas de fútbol y básquet y una senda para caminar y andar en bici.

Por estos días la Comuna avanza en los últimos trabajos para completar la etapa final del proyecto. Voceros de AUSA, la empresa estatal de autopistas porteñas, dijeron que las obras deberían finalizar a mediados de año. “Era una zona sórdida y sin dudas hubiéramos querido hacer la obra en una sola etapa, pero el presupuesto no lo permitió”, explicó el ministro de Desarrollo Urbano, Daniel Chain. Si bien los vecinos reconocen los cambios, entienden que aún falta mucho: “Se robaron los cables de los focos y los faroles, así que hay zonas a oscuras. Y nadie se hace cargo del mantenimiento”, explica Silvia López, integrante de un grupo que desde hace tiempo reclama mejoras. Es que la construcción depende de Desarrollo Urbano y el mantenimiento de Espacio Público, donde aseguraron que se ocuparán del área. Otro motivo de quejas son los asentamientos de cartoneros. Hay al menos dos grupos instalados en la zona.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...